• Hermosillo, Sonora, México a     |  Año 20 No. 690    

La carretera de la muerte

Dr. César Alvarez Pacheco / cesar_ap@hotmail.com




Nota publicada: 2017-12-18


Anualmente se producen aproximadamente 1.2 millones de muertes relacionadas con los accidentes de tránsito. Cada día se lesionan hasta 140,000 personas, más de 3,500 mueren y unas 15,000 quedan discapacitadas de por vida. En los países de América Latina mueren cada año más de 130,000 personas, más de 1, 200,000 sufren heridas y cientos de miles quedan discapacitadas a consecuencia de los accidentes en las vías públicas. Cifras que nos ponen a temblar y sobre todo a rezar a los ciudadanos que por necesidad o simple placer viajan por las diversas rúas de nuestro país y de nuestro estado, claro que esos rezos se triplican, cuando se viaja precisamente por nuestro estado por la interminable carretera “de la muerte.”

Se estima que los costos por accidentes de tránsito en los países miembros de la OCDE ascienden a rangos que se ubican del 2 al 5% del PIB. En México, de acuerdo a cifras presentadas por el Sector Salud, estas cifras equivalen al 1.3% del PIB nacional. A estos costos habría que agregar la afectación económica y emocional de las familias, y del núcleo cercano y laboral de aquellos que se ven afectados por los accidentes. Por ejemplo, las familias enfrentan graves problemas económicos si en un accidente de tránsito o transporte pierden al individuo que sostiene económicamente El hogar o, en el mejor de los casos, si tienen que enfrentar el gasto suplementario de atender a un miembro con discapacidad. De hecho, los tintes de los saldos de los accidentes son considerados ya como una Pandemia, ya que las cifras son alarmantes, y aún más las tendencias observadas. Si persisten, en 2020 el número de personas muertas o con discapacidad cada día en las carreteras y calles del mundo habrá crecido más del 60%, con lo que los traumatismos por accidentes de tránsito se habrán convertido en un factor principal de la carga mundial de morbilidad y lesiones. Para tal fin, y debido a la alta complejidad que la seguridad en el transporte tiene, es necesario que la Secretaría de Comunicaciones y Transportes trabaje de forma conjunta, multidisciplinaria e intersectorial con la finalidad de contribuir a que los sistemas de transporte terrestre contribuyan efectivamente al desarrollo económico nacional y a la calidad de vida de todos los mexicanos. Se trata, entonces, de desarrollar y ejecutar políticas públicas que incrementen la competitividad a fin de que las personas sean transportados de manera eficiente y segura. La génesis de los accidentes se atribuye a la existencia o la combinación de los siguientes factores: el humano, el vehículo, el camino y el medio ambiente. Siendo las causas más comunes de ello, según la Secretaría de Seguridad Pública: impericia, fatiga y somnolencia, no obedecer los señalamientos del camino, además de algunas otras señaladas únicamente como factor humano. El estado con mayor tasa de accidentabilidad es Veracruz. En este estado se registran 97 accidentes por cada 100,000 vehículos transitados en la red de carreteras. Por el contrario, la zona metropolitana del valle de México registra la menor tasa de accidentabilidad. Cuatro estados presentan un alto índice de accidentabilidad (Tabasco, Sonora, Jalisco y Veracruz), siendo de 50 o más accidentes por cada 100,000 vehículos transitados. Con respecto a las tasas de accidentabilidad y morbilidad, Sonora es el estado que presenta las tasa más altas de la región y Baja California Sur las tasas más bajas, para ambos tipos de transporte.

El tema de la seguridad vial es una cuestión multisectorial y de salud pública, por lo tanto, es importante dar un enfoque sistémico, así como de que exista una voluntad política y el compromiso de alcanzar una gestión eficaz de la seguridad para lograr una pronta e importante reducción de los accidentes de tránsito. Para lograr la reducción de los accidentes es necesario implementar estrategias como: la construcción de un sistema de información eficiente de seguridad en la red de carreteras, con el propósito de contar con elementos eficaces de evaluación de políticas públicas diseñadas en materia de reducción de accidentes y sus saldos; implementar procesos de capacitación, inspección y mejores prácticas médicas para la evaluación de las condiciones del personal que opera el autotransporte; impulsar nuevas medidas de inspección y supervisión al transporte, y establecer una campaña de difusión permanente de prevención de accidentes con el propósito de sensibilizar a los usuarios de la red de carreteras sobre las causas y los costos asociados de los mismos.

Dr. César Álvarez Pacheco

cesar_ap@hotmail.com

@cesar_alvarezp

Huatabampo, Sonora.

 



Más información en esta sección ..

Opiniones