• Hermosillo, Sonora, México a     |  Año 24 No. 724    

Estalla huelga en Unison; es ilegal: HVI

Jesús García de la Cruz / jegar35@hotmail.com




Nota publicada: 2018-04-19

En tanto el Sindicato de Trabajadores y Empleados de la Universidad de Sonora (STEUS) paralizó las actividades educativas en la Universidad de Sonora mediante el movimiento de huelga, el Secretario del Trabajo, Horacio Valenzuela Ibarra consideraron  ilegal el movimiento estallado a las 17:00 horas de la tarde de ayer.

Durante la Asamblea General del STEUS, celebrada la mañana de ayer lunes, sus miembros decidieron estallar el movimiento de huelga al considerar insuficientes las propuestas de las autoridades de la Unison, mediante  827 votos a favor y  594 en contra.

El sindicato encabezado por su dirigente Ismael Arredondo venía solicitando un incremento directo al salario del 7 por ciento, así como la homologación de la despensa con la que reciben empleados de confianza por 700 pesos mensuales, además de presuntas violaciones al contrato colectivo de trabajo.

Las banderas rojinegras fueron puestas en las diferentes entradas de la institución paralizando las actividades educativas de más de 30 mil estudiantes. Para el rector, Enrique Velázquez Contreras, es la primera huelga que enfrenta al frente de la Unison.

Al respecto, las autoridades del trabajo en Sonora consideraron como improcedente el estallamiento de huelga por no cumplir con formalidades legales del emplazamiento al no cumplir con requisitos del artículo 450 al promover el movimiento antes de tiempo requerido por la ley.

Esta situación, puede llevar a las autoridades de la universidad a considerar las acciones que legales que considere pertinentes, según estableció el Secretario del Trabajo, Horacio Valenzuela Ibarra, al reiterar la improcedencia de la huelga.

En tanto, el Sindicato de Trabajadores Académicos de la Universidad de Sonora (STAUS) decidió no ir a la huelga. Durante votación libre 827 de sus miembros sufragaron por no a la huelga, contra 432  a favor y cinco anulados, según información proporcionada por su dirigente  Cuauhtémoc González Valdez.

En otras cosas, en días recientes los concesionarios afiliados en  la Sociedad Integradora y Concentradora del Transporte Urbano de Hermosillo, S.A (SICTUHSA) tratan de chantajear a las autoridades de gobierno al exigir un nuevo aumento a las tarifas bajo la amenaza de  no encender el aire acondicionado de sus unidades por considerar, según lo manifestó su dirigente José Luis Gerardo Moreno, “falta de presupuesto para dar mantenimiento a las unidades.

Para la dirigencia de los transportistas los apoyos hasta ahora recibidos de parte del gobierno no son suficientes para cubrir costos del servicio de ahí, asegura, la necesidad de que se les autorice una tarifa de 15 pesos. La tarifa actual es de 11.50 pesos por pasaje y fue aprobada el pasado año por Consejo Ciudadano del Transporte.

Ante este panorama que ha venido dándose cada año, la gobernadora, Claudia Pavlovich Arellano, al desaprobar que se incremente la tarifa del transporte urbano en Sonora, manifestó tajante que “no estoy dispuesta a chantajes de los concesionarios ni dispuesta a que la gente padezca los calores que sabemos se sufren en Sonora”.

Y terminó diciendo: “La ley no se discute”.

Sin embargo, las juradas promesas de los gobernantes han topado con pared ante la serie de irregularidades derivadas de los vicios y complicidades existentes desde lejanos años entre las autoridades encargadas de este servicio con los señores que detentan las concesiones. Al respecto ya se apuesta a que los transportistas no serán sancionados y que lograran una alza de 13: 50 pesos en la tarifa en lugar de los 15:00 pesos solicitados.

 En lo personal y por el bien de los miles de usuarios hermosillenses que viven cotidianamente tan penoso vía crucis al ser sometidos a las inclemencias de las altas temperaturas, a la inseguridad, retrasos en sus traslados a la suciedad de las unidades y hasta sufrir vejaciones por parte de los operadores de este servicio público, espero que la contundente advertencia lanzada por la gobernadora Pavlovich tenga la consecuencia deseada al no permitir que los concesionarios del transporte impongan como siempre su voluntad.

¡Qué la ley qué se cumpla!



Más información en esta sección ..

Opiniones